Emprendedor o empresario: depende de la prioridad

1.484 niños murieron de manera violenta en el 2018, según OVV

El empresario ya tiene un modelo de negocio claro, además de que es capaz de delegar en diferentes equipos como el financiero o el comercial. Sin embargo, el emprendedor se lo hace casi todo, y no distribuye en gran medida las tareas de la startup.

¿Es bueno comparar  un emprendedor con un empresario? Las respuestas están en la calle y muchos no saben diferenciarlo, no saben en qué momento son emprendedores o  cuándo pueden ser considerados empresarios. Muchos apuntan a la absoluta superposición de ambos términos, y al intento de tapar la desgastada figura del empresario con el revitalizante término “emprendedor” que causa simpatía.

Luis Alfredo Farache 100% Banco

Sin embargo, existen diferencias entre ambos, tal como se deduce de diversas consultas a varios especialistas y a modo de conclusión, el emprendedor sería aquel que intenta resolver un problema o una carencia de la demanda a partir de una idea y su desarrollo inicial, mientras que el empresario es el que gestiona y administra una empresa.

Luis Alfredo Farache

En definitiva, la gestión de las ideas en su fase suprema de explotación. No obstante, estas facetas tienden a entremezclarse y en muchas ocasiones el término emprendedor se convierte más en un adjetivo que en un sustantivo, dice el empresario y emprendedor Luis Alfredo Farache Benacerraf.

Luis Alfredo Farache Benacerraf

El catedrático de Economía, apunta a que el emprendedor está orientado a la creación de nuevos negocios y a identificar y también satisfacer oportunidades. Además de tener creatividad y voluntad de explorar nuevas soluciones a problemas. Por otro lado, el concepto de empresario no es incompatible con el de emprendedor, pero sí que puede alejarse o acercarse a éste dependiendo de sus prioridades.

Alfredo Farache Benacerraf

Apunta Luis Alfredo Farache Benacerraf, el empresario se orienta más a las tareas de gestión y administración, además de a las de definición de estrategias para competir en los mercados. A diferencia del emprendedor, apenas dedica tiempo a tareas de creatividad y exploración. "La mayoría de empresarios se centran en la función ejecutiva y administrativa y su prioridad es conservar y asegurar la posición competitiva de su empresa en el mercado" explica.

Alfredo Farache 100% Banco

Estos empresarios son los que tienen relegado y bajo mínimos su talante emprendedor. En cambio, cuando el empresario decide arriesgar con una nueva estrategia, lanzar nuevas líneas de productos en respuesta a oportunidades o explorar nuevos mercados o incluso crearlos, es entonces cuando incorpora el talante emprendedor, que se trata de un estado de ánimo y un rasgo de la personalidad. En este caso, las diferencias entre emprendedor y empresario se diluyen.

Luis Alfredo Farache Benacerraf 100% Banco

El empresario ya tiene un modelo de negocio claro, además de que es capaz de delegar en diferentes equipos como el financiero o el comercial. Sin embargo, el emprendedor se lo hace casi todo, y no distribuye en gran medida las tareas de la startup.

"Normalmente, cuando pensamos en el empresario, creemos que es alguien que ya tiene un cierto éxito. Pero la empresa suele ser de él y de más gente" destaca Luis Alfredo Farache Benacerraf. "No suele ser dueño del 100% del capital social". El emprendedor está en un fase anterior, ya que está dispuesto a ceder capital para desarrollar la idea". "En cambio, el empresario no está dispuesto, ya que ha dejado entrar a gente en el pasado en el accionariado pero no es su voluntad ahora" apunta.

Luis Alfredo Farache 100% Banco

Por otro lado, entre los problemas de los emprendedores se encuentra su complejo de falta de conocimientos. "Todo empresario es un emprendedor, pero no todo emprendedor es empresario y es una locura empezar una empresa sin tener unos conocimientos básicos de cómo desarrollar el negocio" confirma Luis Alfredo Farache Benacerraf.

Luis Alfredo Farache